viernes, 27 de abril de 2012

¡¡Porque no solo de dulce vive el hombre!!: cupcakes de cebolla y queso de cabra

Aunque si por mí fuera, me alimentaría a base de dulce, exclusivamente. Pero claro, no es plan...podría acabar rodando!!jeje, aunque mirando el lado positivo igual así mejoraba mis tiempos en las carreras!!


Creo que ya lo he comentado alguna que además del dulce, mi otra gran debilidad es el queso...QUESO....ummmmmm, ñam,ñam,ñam!!!! Da igual qué queso, fuerte, suave, azul, blanco, duro, blando,...todos tienen su punto!

Céntrate Iratxe y a lo que ibas, que me estoy emocionando pensando en queso y me están entrando unas ganas locas de ir a la nevera a por un trocito!


En Navidades mi ama (mi madre) me regaló un libro de Xavier Barriga llamado MAGDALENAS. Vienen poquitas recetas, pero muy buenas y variadas todas y lo que me pareció lo más original: recetas saladas!!!! Dije: esto ya es lo más de lo más!! Magdalenas saladas!!?? Esto lo tengo que probar sí o sí.

El caso es que la receta que os voy a dar hoy no es ninguna del libro. Me inspiré en una de ellas para crear esta, pero es versión original! La del libro era una receta de magdalenas de queso de cabra y tomate. ¿El problema? No me gusta el tomate. Ya, ya, ya lo sé: ¿cómo puede ser que no te guste el tomate? ¡Sacrilegio! ¿Pero lo has probado en ensalada? ¿Lo has probado con ajo? ¿Has probado el natural cogido de la huerta?
Síiiiii, lo he probado de muchas maneras y lo confieso abiertamente: NO ME GUSTA EL TOMATE!!!! Eso sí, el de lata super sintético que lleva más químicos que otra cosa me encanta! Así de rara soy yo.


Lo que hice fue sustituir el tomate por otra cosa, y recordé un pintxo que se come por aquí que lleva queso de cabra a la plancha, cebolla caramelizada y un chorrito de vinagre de módena. Así que ya estaba, sustiuir el tomate por cebolla caramelizada.


Probablemente estéis pensando que se ma va la olla. Que una magdalena salada con queso y cebolla es una marranada y tiene que ser algo asqueroso. Pues eso es lo mejor de estos cupcakes!!!!! El efecto sorpresa, sobre todo en vuestros agasajados. Es realmente sorprendente: por un lado notas la esponjosidad de la magdalena y tus ojos te están diciendo que eso que ven es un bizcocho y tiene que saber dulce. Pero al morderlo......una explosión de sabor que no te esperas, con ese toque tan rico que le da la cebolla caramelizada y el rico sabor del queso de cabra derretido. Además la corteza queda un poco crujiente...ñam-ñam-ñam!!!!! Indescriptible, hay que probarlo para entenderlo.


No os tengo más en vilo, ahí va esta maravilla, ¡¡la mejor receta de magdalenas del mundo mundial!!
CUPCAKES DE QUESO DE CABRA Y CEBOLLA CARAMELIZADA (para 12 cupcakes)
Ingredientes
  • 3 huevos
  • 100 g de azúcar
  • 220 ml de aceite de oliva
  • 210 g de harina
  • 60 ml de leche
  • 1 1/2 cucharadita de levadura
  • una pizca de sal
  • media cebolla
  • queso de cabra en rodajas
Preparación

Batimos los huevos junto con el azúcar con las varillas. Sin dejar de batir, incorporamos el aceite poco a poco y la leche.
Tamizamos la harina junto con la sal y la levadura y lo vamos agregando a la mezcla, y seguimos batiendo hasta conseguir una masa homogénea.
Tapamos el bol con esta mezcla con un paño y la dejamos reposar en la nevera durante al menos 1 hora, para que vaya cogiendo cuerpo. Se puede dejar incluso hasta el día siguiente.
Precalentamos el horno y sacamos la masa de la nevera.
Mientras se calienta el horno, cortamos la cebolla bien fina y pochamos la mitad en una sartén con aceite, hasta que adquiere un color más o menos oscuro. El resto de la cebolla lo reservamos.
Removemos la masa enérgicamente con un batidor manual para homogeneizarla bien. Llenamos los moldes para las magdalenas hasta la mitad. Colocamos una rodaja de queso de cabra y un poco de la cebolla que hemos pochado.

Terminamos de rellenar los moldes con más masa, pero sin llegar hasta arriba del todo que sino se desbordan!! Por último, y antes de meterlas en el horno, les ponemos otra rodaja de queso de cabra y la cebolla que nos quedaba, pero esta hay que ponerla cruda para que se haga en el horno y quede bien crujiente.

Las horneamos a 180º durante unos 20-25 minutos o hasta que pinchando con un palillo este salga limpio.

 ¡Qué olor se queda por toda la cocina, madre de dios! Os aconsejo que las comáis aún calentitas para poder saborearlas bien de verdad. En caso de que os sobren y queráis comerlas en otro momento, mejor que las calentéis un poquito en el horno y no en el microondas para que no pierdan su textura.


Espero que las probéis y me digáis qué os han parecido.

Muás!!!!
 

12 comentarios:

  1. Yo no sé que me pasa que me da más por lo salado que por lo dulce, aunque no haga más que publicar cosas dulces, si me pongo me comería media docena de éstas maravillas sin pestañear, que pinta...Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Mira que yo soy más dulce, pero por estos cupcakes sería capaz de hacer el sacrificio y convertirme a lo salado!!jejeje. Espectaculares!
    Muás

    ResponderEliminar
  3. Txatxe cariño el queso derretido sabe bien donde quiera, jejeje asi que ya me imagino lo sabroso que te quedaron a probar!!! oye! Pasa por mi blog una sorpresita para Ti besotes! :)

    ResponderEliminar
  4. Jajajaja, ya veo que somos muchos los fanáticos del queso!!
    Otra sorpresita? Pues ahora enseguidita me paso!! :D

    ResponderEliminar
  5. Me he atrevido ylos he hecho para la cena de nochevieja...aún no los he probado, pero tienen una pinta...uummmmm!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ayyyyyy!!! Qué nervios Rocío!jajajaja. Cuando alguien me dice que ha hecho una receta mía me pongo nerviosa pensando: ¿les habrá gustado? ¿estaría buena? Espero que triunfes, a mí son unos cupcakes que me vuelven loca! Gracias por confiar en ellos para esta noche ;)

      Eliminar
  6. Tienen una pinta buenísima y seguro que saben mejor, me han encantado. Yo tengo unos pendientes desde hace un tiempo que nunca me animo a preparar, pero son con tomate, no te van a gustar :(

    Un beso (Se me olvidaba, vengo de la Fiesta de Enlaces)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Belén! La verdad que estaban muy buenos y me imagino que con tomate estarán deliciosos también (aquí una que es rara y no hay manera de que me guste...).
      Muás

      Eliminar
  7. esto tengo que hacerlo... fijo fijisimo... te visito desde la fiesta de enlaces... Patypeando ... saludos...

    ResponderEliminar
  8. Seguro que lo hago, me encanta el queso de cabra con cebolla caramelizada! Yo lo hago en pizza, te lo recomiendo :-)

    Vengo de la fiesta de enlaces de Blanca y por aquí me quedo!

    http://entrehilosyazucar.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. GRacias Carolina!! La verdad que entre los cupcakes salados estos son mis favoritos! Y en pizza tiene que estar...ñam!

      Eliminar

Todos los comentarios son bienvenidos!! Me hará mucha ilusión leerlos y si puedo ayudar en lo que sea, pues encantada!!! Al fin y al cabo, un blog se alimenta de los comentarios que recibe.